23 agosto 2010

Qué son los complementos o addons de Mozilla Firefox

Qué son y para qué sirven los complementos o addons de Mozilla Firefox

El navegador web Firefox, de Mozilla, es usado por millones de usuarios, ya que es más rápido, seguro y personalizable que su principal competidor, Internet Explorer, de Microsoft, el navegador por defecto en todos los sistemas operativos Windows. Firefox es, además, un programa gratuito, y funciona con otros sistemas operativos como Mac OS X y Linux.

Precisamente, la característica de personalizable proviene de la multitud de complementos (en inglés, addons), extensiones, temas y plugins que proporcionan, gratuitamente, Mozilla y otros desarrolladores, y que permiten ampliar y mejorar tanto las funcionalidades como el aspecto de Firefox según los gustos y necesidades de cada usuario.

Para acceder a estas opciones sólo debemos entrar en la página de Complementos para Firefox. Para empezar a descubrir extensiones, podemos utilizar la barra de búsqueda, situada en la parte superior de la página, que nos permite incluir una o varias etiquetas (palabras clave) y encontrarlas dentro de todos los complementos o de alguna categoría definida. Gracias a Avanzado, podemos refinar la búsqueda por versiones, plataformas, fecha de actualización, etc.


También podemos utilizar el menú de Categorías, dividido en temas como Administración de Descargas, Barras de Herramientas, Fotos, Música y Vídeos, etc. o navegar por las Etiquetas Populares. En esta zona, también podemos encontrar Diccionarios y paquetes de idioma (para cambiar la lengua en que se presenta Firefox), Herramientas de búsqueda (para incluir más motores en la barra de búsqueda de Firefox), Personas y Temas (para variar el aspecto de Firefox), Plugins (para visualizar multimedia en Firefox), y Recopilatorios (paquetes de complementos recomendados agrupados por tema).


Podemos ver una muestra de los recopilatorios más populares en la columna derecha de la portada de la página de complementos, suscribirnos a ellos (o sea, marcarlos como favoritos) o crear nuestras propias colecciones. En ambos casos, primero, tendremos que estar registrados. En la columna central, encontraremos el apartado Explorar Complementos, que nos presenta una muestra de extensiones destacadas, populares, recientes y últimas actualizadas. Dentro de cada categoría, encontraremos una división parecida de complementos destacados, recientes, más descargados y mejor valorados.


Finalmente, una vez encontrada la extensión que nos puede interesar, haciendo click sobre ella, llegaremos a una página con la descripción de la misma, galería de imágenes (capturas de pantalla del complemento y sus funciones), valoraciones de usuarios que la han probado, número de descargas, fecha de la última actualización, perfil del desarrollador, etc. Si creemos que nos puede resultar útil, sólo tendremos que clicar sobre Añadir a Firefox para instalarla. Éste suele ser una proceso rápido y simple.


Una vez instalada la extensión, podremos configurar sus funciones desde el apartado Herramientas del menú de navegación de Firefox, seleccionando Complementos, luego Extensiones, clicando sobre el nombre de la extensión en cuestión y, por último, sobre Opciones. Desde aquí, también podremos Desactivar o Desinstalar la extensión, así como Buscar Actualizaciones para la misma. Podremos hacer más o menos lo mismo con los Temas y los Plugins.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada